10 junio 2015 fue un despertar distinto, mi hija Agustina Allendes Encina de 3 años despertó cojeando y con un poco de fiebre, durante la tarde debilidad en el lado derecho de su cuerpo la llevamos a urgencias y ocurre lo inesperado… lo que nunca te imaginas un dolor tan grande e imaginable “tu hija tiene un tumor cerebral glioma de tronco inoperable sin tratamiento para vencer el cáncer” no más de 6 meses de vida… donde en la UPC mi bebe me mira y dice “mama no llores”… Empezó nuestra lucha con radioterapia siendo muy efectiva eliminando más del 60% de tumor sin daños a su cabeza tolero el máximo de radioterapia en un niño… empezamos quimioterapia 7 ciclos perfectos una luchadora de tomo y lomo, hasta que en julio 2016, el tumor no le dio tregua creciendo hacia arriba de su cabeza. Buscamos nuevos desafíos cerrándonos todas las puertas de tratamientos y ensayos en Chile y el mundo… provocando su deterioro muy acelerado. El 22 octubre 2016 mi pequeña leona tenía que descansar de 1 año y 4 meses de lucha para convertirse en mi ángel.

Testimonio de Adriana Encina Rivera, mamá de Agustina Allendes, 4 años, tumor cerebral glioma tronco.